Los relojes de pared son un elemento magnífico con el que vestir las paredes de tu hogar de forma útil y original. Aportará a la estancia un toque vintage, moderno, industrial… hay una amplia gama entre la que podrás elegir el que mejor se adapte a tu estilo

Estilos y diseños de los relojes de pared

A parte de indicarnos la hora, los relojes poseen un poder estético único, enriquece la decoración de las estancias y son un reflejo de tu estilo y personalidad. Con un reloj de pared podemos transformar un espacio aburrido en un ambiente con originalidad y estilo, añadiéndole ese plus de funcionalidad.

Modernos, Vintage, clásicos… los hay de mil colores y formas. Si dispones de una espacio libre en tu cocina, o una pared vacía en el dormitorio, sala de estar o salón, un reloj es tu elemento perfecto para un cambio de estilo. Combina tu habitación con un reloj del mismo estilo.

Los relojes de madera de aspecto rústico son ideales para esas estancias de casa de campo o nórdicas, donde las materias primas naturales, las líneas suaves y los colores neutros son los grandes protagonistas. Si por el contrario eres de los que se decanta por el uso de metales junto con madera propios de ambientes industriales o vintage, encontrarás una gran variedad de modelos completamente metálicos. Puedes decidirte por una estructura calada o una realizada con el cuerpo de madera y las manecillas metálicas. Dale un toque más contemporáneo con un reloj sin números, o apuesta por un estilo clásico con un reloj con engranajes a la vista.